RECETA: ALMEJAS A LA MARINERA

Hoy vamos a proponer una de las formas más populares de cocinar estos bivalvos: las almejas a la marinera. Esta es una forma de hacerlas, pero existen multitud de maneras, ya que cada persona puede adaptar esta receta a su gusto. A continuación vamos a exponer los ingredientes necesarios para 2 personas.

 

Antes de empezar a cocinar tenemos que quitarle bien la arena. Conviene tenerlas unas tres horas antes de cocinarlas en un recipiente con agua (preferiblemente con agua de mar). Si nos resulta imposible le echaremos un buen puñado de sal. Tenemos que cambiarles el agua por lo menos 3 veces. Las almejas suelen tener bastante arena, por lo tanto no es raro encontrar en el recipiente con agua pequeñas cantidades de arena.

Ingredientes


2 kg de almeja (babosa o fina son las mejores para esta receta)

2 dientes de ajo

2 cebollas

1 hoja de laurel

75 ml de aceite de oliva

2 cucharadas de harina o pan rallado

2 cucharadas de salsa de tomate

1 cucharada de pimentón

1 vaso de vino blanco

Sal

Perejil 


preparación


 

Primero ponemos a hervir agua en una cazuela con una hoja de laurel y un puñado de sal. Una vez nos hierva el agua echamos a cocer las almejas para que nos abran. Cuando veamos que se han abierto todas las almejas le apagamos el fuego y las reservamos.

 

Pelamos las cebollas y los ajos y los troceamos muy finitos. Ponemos una cazuela con aceite de oliva al fuego y le echamos la cebolla y el ajo. Cuando estos dos ingredientes estén bien pochados y con un color tostado añadimos el pimentón y removemos a fuego lento durante un minuto, teniendo mucho cuidado de que no se nos queme la salsa. En la misma cazuela espolvoreamos la harina o el pan rallado y la/lo removemos con mucho cuidado para que nos quede bien mezclado. Utilizamos harina o pan rallado para que la salsa se nos espese y no nos quede tan líquida. Dejamos que se cocine hasta que tome algo de color, sin que se nos queme. Ya tenemos la base de la salsa marinera!

Ahora tenemos que añadir el vaso de vino blanco, a poder ser utilizaremos un buen vino para que nos de un mejor sabor. Removemos con la salsa dejando que se evapore el alcohol. Introducimos el caldo que teníamos reservado donde habíamos cocido las almejas al vapor poco a poco y removiendo y también el tomate frito. Dejamos que espese durante unos 10 minutos a fuego medio sin dejar de remover. Normalmente no es necesario añadir sal, ya que es suficiente con el que proporcionan las almejas. 

 

 

A continuación añadimos las almejas previamente reservadas. Ligamos la salsa y las almejas un par de minutos removiendo con mucho cuidado. Esperamos un par de minutos más con el fuego apagado hasta que las almejas se impregnen bien de la salsa. Servimos inmediatamente en una cazuela de barro o una bandeja espolvoreando también el perejil picado. Es aconsejable poner también abundante pan, ya que la salsa estará de rechupete para mojarlo! ;)


Escribir comentario

Comentarios: 0